La información geoespacial oportuna, confiable y de fácil acceso contribuye a la consolidación de las sociedades espacialmente habilitadas, donde los ciudadanos son actores fundamentales para construir colaborativamente territorios productivos y ambientalmente  sostenibles.